Acerca de este recurso...

14

0

Publicado el 27 . 11 . 2018 por Equipo GNOSS

Expertos en psicología y diseño gráfico del Real Instituto de Tecnología de Melbourne (RMIT) han desarrollado una fuente tipográfica que favorece el aprendizaje: Sans Forgetica.

Cuando vemos un texto en tipografías digitales convencionales, como Arial, lo leemos con tanta facilidad que no da tiempo a retener la información. Sans Forgetica está diseñada para subsanar este problema. Es una tipografía legible, pero sus características obligan al lector a esforzarse. Cuenta con una inclinación similar a la de la cursiva, pero invertida hacia el margen izquierdo. Además sus caracteres tienen segmentos borrados que ralentizan la lectura, aunque no llegan a impedirla.

RMIT permite la descarga de la tipografía  para su instalación en ordenadores personales y ha creado una extensión para Google Chrome que permite convertir a esa tipografía cualquier texto online y ayudar a memorizarlo.

¿Hasta cuándo será efectiva?, ¿nos acostumbraremos a ella y el esfuerzo de lectura será inferior? son preguntas que probablemente nos planteamos todos.

 

0 Comentarios

¿Quieres comentar? Regístrate o inicia sesión